Generales

SEGUIDORES: «ES LA COMUNA QUIEN DEBE GARANTIZAR LA SEGURIDAD VIAL EN LA CIUDAD»

El ministro de Seguridad de la Provincia, Horacio Ortega, habló del tema y dijo “Nosotros teníamos un protocolo que los grupos debían cumplir y acompañado con la policía. Eso no se venía cumpliendo. Por eso me reuní con Eduardo, uno de los líderes de la cumbia. Tenemos que buscar el equilibrio entre la necesidad de trabajar de los grupos y la seguridad de los ciudadanos. Se debe realizar un trabajo mancomunado”.

El problema se plantea a la hora de la circulación de los “seguidores”, entre un punto y otro del recorrido que realizan los motoqueros.

Alli se producen desmanes, accidentes y robos por los inadaptados que se infiltran en la multitud para cometer ilícitos.

“Si nosotros no tenemos el conocimiento de donde van a actuar, porque no tienen ni piden la autorización a la Metropolitana, no podemos realizar las tareas preventivas. El que tiene la potestad de controlar las cuestiones de tránsito es la municipalidad que me tiene que garantizar la libre circulación y segura por las calles de la ciudad”, aseveró Ortega.

Tras lo sucedido, el intendente Fabián Ríos responsabilizó a la Policía, recordando que el Municipio no permite este tipo de recitales, que se dan en casas particulares. En este sentido, el Jefe comunal expresó “hablamos hace tres años con los grupos y no pudimos llegar a un acuerdo”, y agregó: “Las autoridades provinciales les dicen que están autorizados”.

El Municipio prohíbe los recitales en domicilios y responsabiliza a la Policía. Los reclamos por complicaciones viales y robos se repiten, al igual que el pedido de los músicos de poder trabajar.

Desde la Comuna advierten que están limitados para poder hacer cumplir la prohibición que está vigente, que busca evitar las caravanas de motos que generan complicaciones viales y en las que se han detectado hechos delictivos. “La Municipalidad no puede pararlos porque no tiene apoyo policial”, aseguró  Fabián Ríos.En plena campaña hacia la gobernación el gobierno provincial y el de la capital no pueden coordinar las tareas a pesar de saber que las responsabilidades son de mutua competencia: garantizar la seguridad y la integridad de las personas es tarea de la policía; y asegurar la normal circulación en las calles, el respeto a las normas viales y proceder a realizar operativos de control vehicular es tarea municipal.

Ambas responsabilidades se cumplirían mas eficientemente si se coordinaran acciones esfuerzos y planificación, pero una vez mas parece que la política impide el objetivo de máxima de esa actividad: mejorar la calidad de vida de la gente y crear las condiciones mas adecuadas para una vida en comunidad.

 

Mostrar más
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar