Generales

MUJER DECIDIÓ VIVIR EN UNA CARPA PARA ESCAPAR DE LA AGRESIÓN DE SU PAREJA

Se trata una joven de 29 años. Junto a sus dos hijos -uno discapacitado- se instaló hace ocho días en el asentamiento del barrio San Roque. Si bien las condiciones de vida no son las mejores, los nuevos vecinos colaboran para asistir a la víctima de violencia de género.
Lorena López tiene 29 años. Cansada de sufrir violencia de género, decidió huir del “infierno” en la que estaba inmersa. Se instaló en el asentamiento del barrio San Roque Este y sólo cuenta con una carpa descubierta para pasar estos días.

Sin dudas que se viven otros tiempos. Los distintos casos de femicidios provocaron la reacción de movimientos sociales. Las diferentes marchas y mediatización generaron que muchas mujeres se animen a denunciar a los violentos o bien seguir el camino que tomó López. Lamentablemente, no cuenta con recursos económicos y tiene un hijo discapacitado de 6 años -de nombre Agustín- y otro de 11 años, de nombre Ezequiel.

Los tres padecieron en carne propia la violencia intrafamiliar. Pese a que sabía las dificultades que podía tener, la mujer sacó fuerza para escapar de su pareja. De acuerdo a la información que pudo recabar este medio, el hombre es alcohólico y por muchos años provocó lesiones a su pareja luego de consumir bebidas.

“Además de ser violento tiene problemas con el alcohol y en muchas oportunidades tuve que soportar golpizas en estas condiciones”, comentó la mujer en contacto con la prensa.
Tras muchos años de vivir en estas condiciones, decidió tomar coraje y emprender un camino difícil pero que puede ser decisivo.

Junto a sus hijos, se instaló en el asentamiento del barrio San Roque Este. Allí se encuentra hace ocho días. Por ahora, si bien cuenta con el respaldo de sus nuevos vecinos, sólo tiene una carpa para pasar el día. “Estamos en una carpa. Necesitamos una casilla para que mi hijo discapacitado pueda estar en mejores condiciones”, comentó Lorena.

Además dijo que por la discapacidad que tiene su hijo Agustín necesita comidas licuadas. Por suerte cuenta con el respaldo de personas solidarias que se encargan de colaborar. De todas maneras, en estas condiciones es difícil que se pueda mantener.

Por eso solicita ayuda de la comunidad para contar con elementos y poder estar en mejores condiciones.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar