Generales

DETUVIERON EN VENEZUELA A LA MAMÁ DE LAS HERMANAS TOMASELLA

La madre las había llevado en julio de 2016 separándolas del padre, Lucio Tomasella, quien inició la búsqueda que finalizó ayer.
El 8 de julio de 2016, Carla Romina Pipaón se fugó de la localidad de Goya con sus dos nenas, que por ese entonces tenían cuatro y nueve años, en medio de una presunta disputa por la tenencia de las niñas. Esto le valió una orden de captura para ella y para su actual pareja, Facundo Ramírez, que se concretó finalmente ayer, cuando Interpol los detuvo en Venezuela.

De esta manera, se puso fin a una búsqueda que dio de todo para hablar.

Debe recordarse que desde que desaparecieron las menores, el padre de ambas, Lucio Tomasella, llevó adelante una serie de acciones legales y a través de los medios para que las pequeñas sean localizadas.
Entre los padres hubo una serie de acusaciones cruzadas. Lo cierto es que un dato que volvió desesperante al caso es que Tomasella acusaba que Pipaón y las nenas estaban en compañía de Facundo Ramírez, quien presuntamente tiene un proceso judicial abierto en Misiones por presunto abuso sexual. La idea de que las menores estén con un supuesto violador encendió las alarmas en la opinión pública, la cual se dividió ante el caso.

La razón de la “grieta” en lo que pensaba la ciudadanía se debió a que a los dos meses de la desaparición, la propia madre de las menores publicó vía Facebook una carta en la que aseguraba que se encontraba en buen estado junto a sus nenas y en la que además acusó que Tomasella la abusó y golpeó durante reiteradas oportunidades cuando estaban en pareja y que incluso la amedrentaba ya separados, ante lo cual la fuga sería debido a que “temía ser víctima de este monstruo (por Tomasella)”.
Por su lado, Ramírez también publicó una carta a través de la red social mencionada, en la que aseguraba que ya no estaba en pareja con Romina Pipaón y en consecuencia tampoco acompañaba a las menores.

En Venezuela

Las nenas finalmente fueron encontradas a 6.640 kilómetros de Goya, en el estado venezolano de Nueva Esparta, más precisamente en las famosas Islas Margaritas. Fue el propio Tomasella, confirmó la detención de Pipaón y Ramírez durante la siesta de ayer. El arresto de ambos prófugos se concretó por agentes de Interpol. Las nenas estaban con ambos. A todo esto debe recordarse que la madre admitió que Ramírez tenía un proceso judicial abierto por supuesto abuso, aunque argumentaba que era una acusación falsa por parte de la exmujer de Ramírez.

“Tenía el dato de Venezuela hace aproximadamente un mes y medio y lo veníamos trabajando con las autoridades para poder localizarlos”, comentó Tomasella. “Las niñas ahora se encuentran apartadas de ambos, ahora estoy coordinando para ir con el Consulado y traer a las niñas lo antes posible”, definió el padre, quien no pudo brindar mayores detalles ante el caso ya que se encuentran analizando las estrategias para poder contactarse con sus hijas. Según argumentó Tomasella, la fuga ocurrió porque él descubrió la causa contra Ramírez, tras lo cual Romina desapareció con las nenas.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar