Generales

Detienen en Uruguay al sindicalista y empresario de medios Balcedo

Está acusado de evasión y lavado. La Justicia sospecha que tiene vínculos con el narcotráfico. En su casa de Uruguay tenía medio millón de dólares, armas y autos de lujo.

Marcelo Balcedo, secretario general del Sindicato de Obreros y Empleados de Minoridad y Educación (SOEME) y empresario periodístico, fue detenido ayer en su chacra frente a la Playa Verde de Maldonado, Uruguay, en el marco de una investigación por maniobras vinculadas a delitos tributarios y lavado de dinero. Director del Diario Hoy de La Plata y vinculado a empresas periodísticas como Emisiones Platenses y revista La Tecla, fue apresado junto a su esposa, Paola Fiege, luego de las tareas de inteligencia que realizó el Departamento de Investigación de Fugitivos (DIF) de la Dirección General de Lucha Contra el Crimen Organizado e Interpol (DGLCCOeI).

El juez federal platense Ernesto Kreplak había ordenado la detención y captura nacional e internacional de Balcedo, de 54 años, y Fiege, de 33. Tarea que fue llevada adelante por fuerzas de seguridad y servicios de Inteligencia de Uruguay, Gendarmería Nacional, Interpol y la Agencia Federal de Inteligencia (AFI).

Al momento del arresto, la pareja que era requerida a nivel internacional desde el pasado 25 de diciembre mediante notificaciones de color rojo se encontraba en la lujosa vivienda esteña, donde las fuerzas de seguridad incautaron «varias armas de fuego, municiones, dinero en efectivo, vehículos de alta gama, documentos, documentación personal que se está analizando y joyas», informó el Ministerio del Interior de Uruguay. Específicamente, Balcedo tenía allí unos u$s 500 mil en efectivo, 6000 euros y dinero uruguayo, además de una pistola Glock 9mm, un revólver CTC 38, una réplica de AR 15 Calibre 22 (marca Colt) y gran cantidad de municiones.

Los investigadores incautaron además numerosos autos de lujo, entre los que se destacan una Ferrari, un Mercedes Benz (ambos con patente uruguaya), un Chevrolet Corvette y un Porsche. Sólo este último está a nombre de Fiege. El resto no están registrados ni por Balcedo ni por su pareja, por lo que se sospecha que los automóviles, el dinero en efectivo confiscado y la propiedad a metros del mar no fueron declarados a la AFIP.

Tras el procedimiento, que se realizó en las primeras horas de la mañana, la pareja fue llevada ante el Juzgado de 11 de turno y la Fiscalía Penal de 2 de Maldonado, donde prestaron declaración, y luego fue trasladada a Montevideo. Tras formalizarse el pedido de extradición, será enviada de regreso a la Argentina.

En noviembre pasado, el juez Kreplak había dictado el secreto de sumario en la causa, que investiga extracciones bancarias de cuentas del SOEME que podrían coincidir con maniobras de lavado de dinero y la adquisición de propiedades y autos de alta gama cuyos titulares no tienen la capacidad contributiva como para afrontarlas. Un informe de la AFIP puso el foco en extracciones de dinero en efectivo sin verificación, entre 2012 y 2013, por $ 53 millones.

Balcedo también era investigado por numerosas denuncias en su contra de parte de empresarios platenses y contaba con antecedentes judiciales, con fuga incluida, cuando en 2007 el juez de Garantías Guillermo Atencio ordenó su detención en una causa que investigaba dos hechos de presunta extorsión a legisladores, entre ellos Juan José Amondarain, con el aparente propósito de obtener favores del Estado. El sindicalista recién retornó al país cuando la orden de detención fue anulada en un polémico fallo. Antes de eso, los empresarios platenses Ricardo Carozzi y Ricardo Salomé lo habían denunciado por un hecho similar.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar