Generales

LUEGO DEL AUMENTO DEL COMBUSTIBLE, EL TRANSPORTE ESCOLAR PREPARA AJUSTE ENTRE 50 A 100 PESOS

Iniciaron el año con un costo de $850 y terminarán con una cifra de $1.450, un 52% más. Cada transportista decidirá el monto del ajuste.
A raíz del aumento de los combustibles, los servicios de transporte en general aplicarán una suba en los costos y el escolar no quedará afuera de esta realidad. Este medio, dialogó con el referente del sector de Transporte Escolar, Pedro Abbas, quien aseguró que el mes próximo aplicarían un ajuste de entre $50 y $100 por lo que el servicio finalizará con un costo de $1.400 o $1.450.

Los llamados colectivitos iniciaron a principios de año con un monto de entre $850 y $950 y finalizará entre los $1.250 y $1.450 dependiendo del transportista, 52% más. En el año fueron aumentando de a 100 pesos en los primeros tres meses del año, los ajustes iban de a $50 y $100, el último ajuste se concretó al regresar de las vacaciones de julio, luego de los incrementos de los combustibles. Según mencionó cada transportista escolar regula los costos del servicio y los precios varían teniendo en cuenta los barrios en donde trabajan y las escuelas si son públicas o privadas. Es así que el servicio cuesta entre $1.200 y $1.350, en algunos casos para barrios más alejados del centro las tarifas son más altas por la distancia.

De esta manera, Abbas destacó que si bien las actividades escolares finalizan a principios de diciembre, los niños que utilizan el servicio de transporte escolar siempre envían a sus hijos hasta fines de noviembre para no abonar un mes completo por sólo una semana.

Por ello, estableció que el mes de noviembre tendría un ajuste que no sería significativo para el bolsillo de los usuarios ya que rondaría entre los 50 y 100 pesos. Con los aumentos de las naftas debemos ajustar las tarifas para finalizar el año con tarifas alejadas de la realidad inflacionaria por la que atraviesa el país, resaltó Abbas. A lo que agregó: Tenemos una demanda del 70 y 80 por ciento y llevamos niños desde los 4 hasta los 9 y 10 años en promedio, que es hasta 4º grado inclusive y la gente que conoce el servicio sigue utilizando pese a los costos porque sabe en qué consiste este servicio especializado. Por su parte, resaltó que en las escuelas públicas es donde hay menor porcentaje de niños que utilizan el servicio por la crisis económica, pero en general el porcentaje de uso es de entre un 70 y 80 por ciento dependiendo del establecimiento y los barrios donde se trabaja. El año que viene se aplicaría el mayor incremento, por ahora sólo se aplicará un ajuste.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba