Generales

Motochorros rompieron la ventanilla de un colectivo y robaron a una anciana

Fuentes policiales comentaron que dos ladrones hicieron estallar una de las ventanillas del transporte de larga distancia. Sucedió otra vez en avenida Maipú. La víctima fue una mujer paraguaya de 72 años, a quien sustrajeron una cartera. No fue el único caso de arrebato. Se produjeron varios más.

Dos “mo­to­cho­rros” sus­tra­je­ron la car­te­ra de una an­cia­na de na­cio­na­li­dad pa­ra­gua­ya, quien via­ja­ba en un óm­ni­bus de lar­ga dis­tan­cia. Los mal­vi­vien­tes co­me­tie­ron el ro­bo de una for­ma sor­pren­den­te: rom­pie­ron una de las ven­ta­ni­llas del ve­hí­cu­lo mien­tras es­ta­ba en mo­vi­mien­to.
El re­cien­te epi­so­dio se pro­du­jo en la es­qui­na de ave­ni­da Mai­pú y ca­lle Guay­qui­ra­ró del ba­rrio San Ro­que Oes­te, en la zo­na Sur de la ca­pi­tal de Co­rrien­tes.

Una uni­dad de la em­pre­sa Río Uru­guay, con des­ti­no a la ciu­dad de Po­sa­das, pro­vin­cia de Mi­sio­nes, sa­lió unos mi­nu­tos an­tes de la ter­mi­nal y cir­cu­la­ba en sen­ti­do a la Ru­ta Na­cio­nal 12. Eran al­re­de­dor de las 20:15.

Lue­go de es­tar de­te­ni­do fren­te a un se­má­fo­ro en ro­jo y de rei­ni­ciar la mar­cha, el mi­cro fue ata­ca­do con el gol­pe de un ob­je­to con­tun­den­te so­bre el la­te­ral iz­quier­do. Los mal­he­cho­res, arri­ba de una mo­to­ci­cle­ta de co­lor ro­jo, pro­vo­ca­ron el es­ta­lli­do de los cris­ta­les de una ven­ta­na, sec­tor en el que la mu­jer de 72 años iba sen­ta­da, lle­van­do la car­te­ra en­ci­ma de sus pier­nas.

La ac­ción de­jó ató­ni­tos tan­to a la sep­tua­ge­na­ria (quien de ma­ne­ra for­tui­ta no re­sul­tó las­ti­ma­da) co­mo al res­to de los pa­sa­je­ros que es­ta­ban cer­ca de ella. Am­bos la­dro­nes lo­gra­ron es­ca­par a al­ta ve­lo­ci­dad con el bol­so que con­te­nía di­ver­sas do­cu­men­ta­cio­nes, an­te­o­jos y un te­lé­fo­no ce­lu­lar.

El óm­ni­bus que­dó de­te­ni­do so­bre la ave­ni­da. Allí los cho­fe­res y los pa­sa­je­ros (la ma­yo­ría tu­ris­tas) de­bie­ron que­dar va­ra­dos por al­go más de una ho­ra. Aler­ta­da acu­dió la Po­li­cía e ini­ció la cau­sa de ro­bo.

Pa­ra po­der con­ti­nuar via­je los con­duc­to­res hi­cie­ron una re­pa­ra­ción pre­ca­ria. Uti­li­za­ron va­rios ro­di­llos de cin­ta adhe­si­va pa­ra cu­brir el es­pa­cio don­de es­ta­ba el vi­drio ro­to.

Es­te ti­po de ata­ques de­lic­ti­vos no son nue­vos en el ám­bi­to ca­pi­ta­li­no. Mu­chas em­pre­sas de trans­por­te de pa­sa­je­ros su­frie­ron em­ba­tes de “mo­to­cho­rros”. Y en to­dos los ca­sos siem­pre sa­len con la su­ya. Mu­chas car­te­ras y bol­sos fue­ron sus­tra­í­dos a per­so­nas aje­nas a nues­tra pro­vin­cia, cuan­do lle­ga­ban a la ciu­dad o sa­lí­an des­de la ter­mi­nal.

An­tes, el epi­cen­tro de los arre­ba­tos era la es­qui­na de las ave­ni­das Mai­pú y Al­ta Gra­cia. Pe­ro co­mo a ra­íz de esos he­chos en esa área exis­te una ma­yor pre­sen­cia po­li­cial, los la­dro­nes aho­ra na­da más de­ci­die­ron asal­tar a sus víc­ti­mas a al­gu­nas cua­dras más en di­rec­ción a la ru­ta o bien en sen­ti­do al cen­tro.

Ya la se­ma­na an­te­rior se pro­du­jo el ro­bo a una uni­dad de la em­pre­sa “Fle­cha Bus” en in­me­dia­cio­nes a Mai­pú y ca­lle Lo­re­to del ba­rrio San An­to­nio.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar