Generales

LA TRANSICIÓN MUNICIPAL EN UNA NEBULOSA

El Jefe comunal electo había anticipado que esta semana iba a darse un nuevo encuentro, pero esta posibilidad se diluye. Quedan varios temas por resolver si la intención es hacerlo en acuerdo. Presupuesto y el vencimiento de las letras figuran como prioritarios.
A la larga transición municipal en la ciudad de Corrientes le queda apenas mes y medio y la gestión entrante tomó esta semana la primera de lo que se esperan sean varias decisiones en relación al futuro económico comunal.

Ahora debería darse una reunión entre Eduardo Tassano (intendente electo) y Fabián Ríos (intendente saliente) que permita terminar de cerrar una serie de cuestiones, en especial el proyecto Presupuesto y qué pasará con el endeudamiento a corto plazo al que recurrió Ríos.

Apenas se conocieron los resultados de las urnas del pasado domingo, Tassano aseguró que los equipos técnicos de la gestión entrante y saliente iban a retomar los encuentros en estos días y posiblemente entre ayer y hoy iba a darse una reunión con Fabián Ríos.

Fuentes consultadas señalaron que hasta ahora no hay fecha fijada para dicho cónclave, aunque no descartaban que se diera “en cualquier momento”.

Lo seguro por el momento es que el proyecto de Tarifaria inició su tratamiento de doble lectura en el Concejo Deliberante y no descartan que sea aprobado durante noviembre.

No obstante, todavía hay varios temas financieros sin resolver. Es el caso del Presupuesto 2018, que es nada menos que la norma madre donde la administración que asume el 10 de diciembre debe especificar sus planes en relación a ingresos y egresos, y cuestiones esenciales como la proyección con respecto al aumento salarial para los municipales.

Cabe la posibilidad de que el equipo económico de Tassano remita el proyecto en cuestión en los próximos días, como lo haría el gobernador electo Gustavo Valdés, aunque también podría postergarse este debate legislativo para después del recambio en el recinto del Concejo Deliberante.

Gestión saliente

Mientras tanto, la gestión de Fabián Ríos aún debe hacer frente a varias obligaciones antes de dejar el palacio municipal, como es el caso del pago del vencimiento de las letras del Tesoro con el problema que representan las retenciones a los fondos coparticipables.

Un conflicto que se reeditó en agosto pasado y desde entonces persiste, afectando la previsión económica municipal.

En base a este complicado escenario financiero es que el Intendente en funciones apeló a adelantar el pago anual anticipado y conseguir así recursos propios antes de fin año. Hasta el momento no dieron a conocer si habiendo recurrido a esta herramienta están en condiciones de solventar el pago de las letes y los aumentos salariales acordados en paritarias.

Mostrar más

Deja una respuesta

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar